RECOMENDACIONES ANTE LA APARICIÓN DE CASOS GRAVES PROVOCADOS POR STREPTOCOCCUS PYOGENES

21.9.2018

RECOMENDACIONES ANTE LA APARICIÓN DE CASOS GRAVES PROVOCADOS POR STREPTOCOCCUS PYOGENES

El Streptococcus pyogenes es una bacteria. Las enfermedades más frecuentes que provoca son la angina y las infecciones de piel y se dan mayoritariamente en niños y adolescentes entre 3 y 15 años, sobre todo en época de primavera y el otoño. También puede afectar a los adultos.

Síntomas más comunes de la angina
Fiebre, dolor de garganta o al tragar y agrandamiento de ganglios del cuello

Síntomas de la infección de la piel  
Fiebre, dolor localizado en alguna zona de la piel, enrojecimiento y, si progresa, ampollas pequeñas y algunas costras.

Otras enfermedades puede producir son: escarlatina, erisipela (infección de la piel), otitis media y fiebre puerperal.
Aunque son poco frecuentes la bacteria puede generar infecciones graves, como neumonías, meningitis, infecciones del oído (mastoiditis), flemones de la garganta (periamigdalitis), bacteriemias (bacterias en sangre), osteomielitis (infección de huesos) y, en ocasiones raras, infecciones graves de la piel y otras complicaciones con elevada mortalidad.

¡Consultar al centro de salud más cercano!

Ante la aparición de: 
- fiebre (temperatura corporal superior a 37°8)
- dolor de garganta o dolor localizado en la piel con enrojecimiento y/o ampollitas pequeñas.

Tratamiento 
Existe tratamiento eficaz que son los antibióticos. Deben ser indicados por un médico y es muy importante no automedicarse ni abandonar o acortar los tratamientos prescriptos dado que predispone a mayor cantidad de recaídas y/o complicaciones.
No existe vacuna pero hay medidas para prevenir el contagio:
- Lavarse frecuentemente las manos con agua y jabón.
- Desinfectar picaportes, puertas y canillas.
- Limpiar y ventilar los ambientes del hogar a diario
- Tener el Calendario Nacional de Vacunación al día.
- Dar sólo pecho a los bebés hasta los 6 meses y agregar a partir de esa edad los alimentos sólidos adecuados.
- Toser o estornudar sobre el pliegue del codo o sobre un pañuelo descartable para evitar el contagio de otras personas.
- Mantener reposo si hay síntomas. No asistir al trabajo o a la escuela mientras duran los síntomas.